Baby Yoda, Ashoka Tano y todas las sorpresas que trajo “The Mandalorian” esta semana

Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print

La entrega número cinco de la segunda temporada de The Mandalorian trajo muchas revelaciones para los fans de Star Wars. El episodio La Jedi presentó a un personaje sumamente importante que los fans tal vez reconozcan, así como información de la pequeña criatura que se ha robado cada capítulo de la serie.

(Advertencia de spoilers: si aún no ves la segunda temporada del show, te sugerimos dejar de leer)

Durante la segunda temporada hemos ido siguiendo la travesía de Mando y Baby Yoda por encontrar la raza del pequeño para que se haga cargo de él, cómo le sugirió Bo-Katan.

Dicha aventura los guía hasta la pista de una Jedi en el planeta Korbus, donde se topan con un poblado gobernado por una tirana. Ahí, Din Djarin recibe el encargo de acabar con Ashoka Tano, sin conocer las intenciones de la Jedi: asaltar al poblado para conseguir información valiosa. Sin embargo, lo que el cazarrecompensas busca es hablar con la Tano para preguntarle sobre El Niño.

Los fans de Clone Wars probablemente reconozcan a la poderosa maestra Jedi, y no les sorprenderá saber que pudo comunicarse con Baby Yoda a través de la fuerza… para así conocer su pasado y su nombre real. Grogu fue criado en el Templo Jedi de Coruscant por varios años y muchos maestros jedi. Cuando las guerras de los clones terminaron y el Imperio se asentó en el poder, decidieron esconderlo. Tras eso no se sabe con exactitud qué pasó.

Ashoka Tano asegura que sólo ha conocido a una criatura parecida a Grogu: el Gran Maestro Yoda, aunque se ha apuntado que en La Amenaza Fantasma se pudo ver alguien más de esa especie, una mujer llamada Yadle.

Tras eso, la jedi se niega a llevar al pequeño con ella para entrenarlo debido a la conexión emocional que el pequeño tiene con Mando; ya que “lo hace vulnerable a sus miedos”. “He visto lo que los sentimientos le hacen a un Caballero Jedi completamente entrenado” dice Tano, refiriéndose probablemente a su antiguo maestro, Anakin Skywalker. “No iniciaré a este niño en ese camino, es mejor que sus habilidades se desvanezcan” terminó.

Tano le recomienda a Mando llevar al pequeño al planeta Tython, en donde deberá buscar las ruinas de un antiguo templo Jedi con una poderosa conexión a la fuerza. Ahí colocará a Grogu/Baby Yoda en la piedra de la visión en lo alto de la montaña para que elija su camino.

Se esperan muchas más revelaciones y sorpresas en los últimos tres episodios de la segunda temporada.

¡Compártelo!

Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print